Relación entre el TDAH y ansiedad


Los niños con TDAH son más propensos que otros niños tengan condiciones psiquiátricas adicionales, como los trastornos de ansiedad. La investigación publicada en 1999 observado esta relación. Un estudio de 2001 sugirió que el TDAH con la ansiedad podría justificar la clasificación como el TDAH "subtipo".

¿Cómo podrían estos dos trastornos se relacionan, y ¿qué significa para el paciente?

¿Qué es el TDAH?

Trastorno de hiperactividad y déficit de atención (TDAH) es una condición permanente que a menudo comienza en la infancia y puede continuar hasta la edad adulta. Afecta a la capacidad del individuo para concentrarse, y puede dar lugar a problemas de comportamiento, tales como:

  • hiperactividad
  • falta de atención
  • falta de control de los impulsos
  • inquietud y dificultad para permanecer sentado
  • dificultad para organizar y completar tareas

Los médicos no están seguros de qué causa el TDAH. Sin embargo, algunas teorías sugieren que puede estar relacionado con la genética, las toxinas ambientales, y parto prematuro.

¿Qué es el trastorno de ansiedad?


Aunque todo el mundo experimenta ansiedad de vez en cuando, un trastorno de ansiedad verdadera es mucho más grave y de mayor duración. Un trastorno de ansiedad es una forma de enfermedad mental que hace que la gente se sienta angustiado, inquieto, y excesivamente asustado en situaciones benignas.

Los síntomas pueden ser tan graves que afectan a la capacidad para trabajar, estudiar, disfrutar de las relaciones, o de otra manera de ir sobre sus actividades diarias.

Comorbilidad: TDAH y ansiedad

Según la Clínica Mayo, el TDAH no causa los trastornos de ansiedad. Sin embargo, aquellos que tienen TDAH son más propensos que otros a experimentarlos. Cuando ambos se producen al mismo tiempo, los síntomas pueden ser muy problemático.

A veces, las dos condiciones se reflejan entre sí, por lo que es difícil decir si la persona tiene una, la otra, o ambas cosas. En estos casos, sólo una evaluación completa por un profesional puede determinar la respuesta.

¿Cuáles son los síntomas de la ansiedad?

Una persona con un trastorno de ansiedad puede tener sentimientos crónicos de preocupación o nerviosismo. Otros síntomas incluyen:

  • miedo sin causa aparente
  • irritabilidad
  • problemas para dormir
  • dolores de cabeza y de estómago
  • problemas preocupación o miedo controlar
  • insomnio

La ansiedad también puede crear un miedo a probar cosas nuevas, incluyendo ciertos métodos de tratamiento. Aunque los medicamentos pueden ser útiles para algunos pacientes con TDAH, pueden exacerbar los síntomas de ansiedad en los demás.

Cuáles son los síntomas del TDAH?

Los síntomas del TDAH son ligeramente diferentes de los de la ansiedad. Involucran principalmente problemas con la atención y concentración, en lugar de nerviosismo y el miedo.

Una persona con TDAH tiene dificultad para concentrarse o prestar atención. A menudo dejan tareas sin terminar, muestran falta de memoria, y cometen errores por descuido. Son incapaces de concentrarse durante largos períodos de tiempo y tienen problemas para escuchar instrucciones.

¿Cómo puede usted decir la diferencia?

Aunque una evaluación profesional es necesario, los miembros de la familia pueden ser capaces de decir la diferencia entre el TDAH y ansiedad. La clave está en ver cómo los síntomas se presentan con el tiempo.

Un niño con ansiedad puede no ser capaz de concentrarse en las situaciones que les hacen sentirse ansioso. Por otro lado, un niño con TDAH le resultará difícil concentrarse más en todo momento, en cualquier tipo de situación.

Otras maneras de distinguir los dos

La evitación de determinadas situaciones de miedo es una señal de que alguien está sufriendo de ansiedad. Por ejemplo, un niño que se queja de un dolor de estómago a primera hora de la mañana puede estar experimentando ansiedad de irse a la escuela.

Un niño que siempre actúa por impulso, sin pensar es más probable que tengan TDAH.

Cuando los dos se presentan juntos

Si una persona sufre de ADHD y ansiedad, uno probablemente exacerbar la otra. Según Roberto Olivardia, Ph.D., Psicólogo Clínico, la ansiedad hace que sea aún más difícil prestar atención y seguimiento a las tareas.

Por otro lado, ADHD puede crear ansiedad. Los pacientes que se preocupan de que sus síntomas interrumpir su trabajo o hacer que la humillación pueden sufrir aumento de la ansiedad en su lucha por controlar estos síntomas.

El tratamiento es fundamental para el éxito

Los científicos han especulado que la genética puede ser el culpable de por qué TDAH y trastornos de ansiedad pueden coexistir. Lo importante es que ambas condiciones deben ser tratados para ayudar al paciente a manejar mejor sus síntomas.